Jugando con el Hammster (II)

Como hemos visto en alguna ocasión, Richard Hammond tiene un punto de ingenuidad que lo hace adorable. Ese punto inocente ya vimos como lo aprovecharon en Top Gear para gastarle una pequeña broma, en la cual era hipnotizado y olvidaba por completo como conducir un coche, o creía que un cochecito a pedales era su nuevo 911.

La verdad es que estas bromas son mera anécdota comparadas con la que le gastaron en Petrolheads, un programa de la BBC que apenas duraría seis episodios y que contaba entre sus presentadores habituales el Hammster. Cada semana recibian la visita de un par de famosos que formaban equipo con dos "capitanes", siendo uno de ellos Richard Hammond.

Entre las pruebas a las que se veían sometidos tanto los invitados como los capitanes de equipo, estaba el aparcamiento a ciegas. El mecanismo de la misma era muy sencillo: a uno de los componentes del equipo lo cegaban con una venda, se le metía en un coche y se le hacía aparcar en línea mediante las indicaciones de su compañero. Está claro que si los coches que utilizan están para el desguace no pasa nada por rascar un poco de pintura, ¿pero y si el coche contra el que te estrellas es un Ferrari que has comprado para unos de los míticos retos de Top Gear y reconstruído con tu propio dinero?



Como podéis ver, la reacción de Richard es bastante espontánea, aunque no me atrevería a decir que no estuviera todo preparado y el Hammster sea un buen actor. ¿Qué opináis vosotros?

Compartir
Etiquetas: | 3 comentarios

3 comentarios:

loladas dijo... @ 10 de febrero de 2010, 23:02

madre mía que de jugarretas le hacen a nuestro amigo hamster!xDDD

Sapoconcho dijo... @ 4 de julio de 2010, 22:54

Yo diría que el pobre no lo sabía, y bastante se contiene.

Gouel/Nanaif dijo... @ 27 de enero de 2012, 14:03

Pobrecillo, mira que son cabrones. Por esto tienen tanto exito!